logotipo
pixel
pixel
pixel
pixel
pixel
pixel
pixel
pixel
pixel
pixel
pixel
pixel
pixel pixel
detalle
domingo, 23 de julio de 2017
12
detalle
pixel Antoni Julià, educador
pixel
pixel
TESTIMONIOS
detalle
pixel

Apasionado y tenaz
03/ene/2011

Dídac Amat. Patronato de la Fundación IReS

Artículo preparado para su descarga en pdf 

En nombre del Patronato de la Fundación IreS (Instituto de Reinserción Social), y también a título personal, quiero mostrar nuestro agradecimiento y afecto al amigo Toni Julià, con motivo de un acto tan entrañable como el de hoy.
Fundación IreS
Conocimos a Toni a principios de los años 70 cuando se presentó en el IReS como educador especializado, titulado por la Escuela de Toulouse. Eran unos tiempos en los que se desconocía la existencia de esta profesión, y era una absoluta novedad. Sin saberlo, éramos testigos de los orígenes de la educación social en nuestro país.

Aquel fue el primer encuentro con Toni, el inicio de una colaboración muy fructífera -más intensa que larga- que ha dejado una fuerte huella en la memoria de nuestra entidad.

Toni Julià fue un elemento importante del cambio en el sector social de la época. Recordemos, sino, la creación de la Escuela de Educadores Especializados y los Colectivos Infantiles, iniciativa en la reeducación de menores que se enfrentó a la línea oficial de la dictadura en la Protección y Tutela de Menores. Allí empezó la lucha contra unas instituciones caducas y perversas que mostraban un despreció cínico a los menores a los que debía proteger. Los derechos y la dignidad de estos menores se fueron restableciendo con el esfuerzo de personas como Toni Julià.
Despedida de Toni
Nuestra entidad y los profesionales que formaron parte de ella en sus inicios tenemos que agradecerle a Toni que nos abriera nuevas perspectivas más allá de las fronteras geográficas y mentales de la época, aportándonos fundamentos para llevar a cabo iniciativas innovadoras, como fue la creación de nuestros equipos de educadores de calle.

Gracias, Toni, por dar tu apoyo al IReS en sus principios tan difíciles, por ayudar a hacerlo crecer para consolidar nuestro proyecto de futuro, que hoy es una realidad de más de 40 años.

Gracias por tu humanismo y tu profesionalidad, por la trascendencia y la sencillez que nos transmitías, la fragilidad y la firmeza, por ser tan serio y tan pillo, reflexivo y, a veces, complejo… pero siempre apasionado y tenaz.

Barcelona, 15 de mayo de 2010


Subir

detalle